Por Rodrigo Goldaracena
26 Nov 2021
Comentario

El equipo no pudo aguantar el resultado y se complicó la pelea por el tricampeonato.

Empezó parejo

Nacional formó con el 4-4-2 que dispone Martín Liguera desde que asumió. La sorpresa estuvo en la salida de Matías Zunino y la presencia de Alfonso Trezza y Santiago Ramírez abiertos en ataque.

Desde un principio Liverpool tuvo la intención de manejar la pelota y cortar los circuitos de juego del Bolso. Martín Rodríguez jugó mucho en largo buscando a Gonzalo Bergessio o Lea Fernández.

A los 7’, y luego de un lateral, el goleador y capitán tricolor anotó el 1-0 con una peinada excelente que pasó por arriba del arquero rival.

El equipo tuvo un ataque más directo que en otros partidos, lanzando pases al espacio a los rápidos de arriba. En todo momento, y como a lo largo del campeonato, nos costó marcar en la mitad de la cancha.

Luego de la salida de Christian Almeida a los 39’, Armando Méndez pasó al lateral izquierdo e ingresó Matías Zunino, ubicándose Trezza como lateral izquierdo.

Ambos tuvimos chances de gol y el resultado era justo para el trámite del encuentro.

El arbitraje de Yimmy Álvarez fue muy pobre, con faltas inexistentes a favor del rival en varias ocasiones.

Buen comienzo, mal desenlace

A los 3’ del segundo tiempo, Alfonso Trezza anotó el 2-0 parcial después de una jugada sucia en la que Nacional llegó con muchos jugadores al área rival. Liverpool hizo cambios ofensivos y decidió arriesgar e ir por el descuento, el cual llegó a los 57’ tras una jugada preparada.

Los problemas defensivos del equipo de Liguera eran muy evidentes y nos costaba cada vez que el rival abría la cancha.

Brian Ocampo ingresó y fue lo diferente cuando no encontrábamos velocidad ni gambeta. También fue buena la entrada del debutante Manuel Monzeglio.

Si bien tuvimos varias chances más que claras para liquidar el partido, a los 88’ Seba Fernández marcó el 2-2 que nos dejó muy complicados en la lucha por el tricampeonato.

Mucho por mejorar

No hay mucho más para analizar. Fue un empate con sabor a derrota, pero lo que más preocupa es que hace mucho tiempo Nacional no deja buenas sensaciones en lo futbolístico. Nos ha costado una enormidad a lo largo de todo el campeonato. Se deberá tomar cartas en el asunto y priorizar el área deportiva. Ahora queda mirar hacia adelante, corregir y apostar a que el equipo vuelva a estar a la altura del club.

¡Nacional Nacional!

Rodrigo Goldaracena





SEGUINOS

Crear una cuenta



Ingrese a su cuenta