Por nacional.com.uy
20 Nov 2015
recuerdo

En forma tardía, lo que imposibilitó que Nacional tomara las medidas correspondientes a quien fuera un gallardo defensor de su enseña, trascendió el fallecimiento de Héctor Salvá.

Surgido en Canillitas, su nombre saltó al conocimiento deportivo cuando el Campeonato Sudamericano Juvenil de l958, disputado en Santiago de Chile y en que Uruguay se consagró campeón.

En forma inmediata se incorporó a Nacional compartiendo puestos en la delantera tricolor junto a Ciengramos, Héctor y Raúl Nuñez, Julio Acosta, Juan Angel Romero y luego Walter Gómez cuando su regreso en 1959 a Nacional.

Jugó indistintamente de centro delantero o puntero derecho en nuestro club, según las circunstancias, porque era un jugador de buena técnica y muy dúctil, hasta el extremo que luego de varios años de ser delantero, terminó siendo volante, puesto en el que fue seleccionado para jugar la Copa del Mundo de 1966 por Ondino Viera y finalizó titular por su gran sentido táctico, y el Campeonato Sudamericano de l967, en que Uruguay fue campeón.

Alejado de Nacional, y estando en Rampla Juniors, fue goleador del Campeonato Uruguayo de l964, en momentos en que ya comenzaba a jugar de volante y en que tuvo de compañeros a quienes lo habían acompañado en Nacional como Ciengramos y Raúl Nuñez. Luego cerró su carrera como futbolista en Danubio.

Volvió a Nacional para ser técnico en divisiones juveniles y allí demostró su sabiduría para formar jugadores y proyectarlos, dejando un profundo reconocimiento de quienes se iniciaron con él, como lo ejemplifica el permanente recuerdo que han tenido hacia su persona jugadores como Rodrigo Lemos o Fabián O, Nelly. Luego tuvo un pasaje como técnico de primera división en que logró el Campeonato Clausura de l995.-  

Dejó tanto en los equipos en que jugó, como en su pasaje en la selección, el recuerdo de un muy buen futbolista, no  dotado de una magia atrapante pero sí de la gran sobriedad que siempre se valora. Y por sobretodo, el recuerdo de la muy buena persona que fue, humilde en el trato, pero profundo en sus razonamientos y convicciones.

nacional.com.uy






SEGUINOS

Crear una cuenta



Ingrese a su cuenta