Por decano.com
10 Jun 2013
obras

La Comisión de Básquetbol del Club Nacional de Football está abocada a buscar la financiación para terminar con el techado de la cancha.

La irrupción de Nacional en la Liga Uruguaya de Básquetbol el pasado año dejó en evidencia –una vez más- cuál es la hinchada más numerosa, fiel y seguidora. Un torrente de alegría y bullicio tricolor se paseó por los barrios de Montevideo y copó todas las canchas.

Más allá del rendimiento del equipo, la mayor preocupación del público bolsilludo ha sido la falta de un escenario propio. En nota con decano.com, el Cr. Morgan Martínez habló de la implementación de un Plan Maestro de Obra que llevará a cabo la Comisión de Patrimonio y Obras. Dentro de este proyecto se incluye la construcción de un polideportivo. Pero esta no es una solución a corto tiempo y, las autoridades del básquetbol, así como sus seguidores, están ansiosos por jugar “en casa”.

Deseosos de conocer si existe una alternativa viable al Plan Maestro dialogamos con Luis “Gallo” López, presidente de la Comisión de Básquetbol del club. La charla fue en el mejor escenario posible, el predio que ocupa la cancha de básquet que, en estos momentos, está en pleno proceso de techado.

Si bien el básquet es un deporte donde pesa mucho la pasión del hincha, la adhesión, el compromiso y la identificación que tuvo la gente de Nacional con el equipo, - en el Metro y en la Liga- fueron sorprendentes. El contagio de la tribuna hacia el plantel fue fundamental en el ascenso a la Liga y luego en la permanencia. Al menos así se veía desde la tribuna ¿Cómo se veía desde adentro?

Este es un proceso que empezó hace tres años atrás. Yo jugué en esta cancha cerca de 18 años –cuando se podía hacerlo en cancha abierta- y sé el sentimiento que despierta Nacional. Coincidí en los mejores años del básquet tricolor, saliendo campeón de la Liguilla dos años. Integré uno de los mejores planteles de Nacional en el que estaban –entre otros- el “Peje” Larrosa, Jeff Granger, Julio Monterroso y “Pancho” Irrazábal. Después de que  dejé la práctica activa del deporte venía a veces a ver a Nacional, pero la asistencia de público ya no era la misma. Se iban sumando inconvenientes de todo tipo, incluso de vestimenta, y esta situación terminó por rebelarme. Cuando me integré a la Directiva fue un objetivo el volver a Nacional a los primeros planos.
 

Para impulsar esto, apostamos a concientizar a la gente que Nacional es uno solo en todos los deportes, que la camiseta es una sola.

Lo primero que Intentamos fue empezar a arrimar sobre todo a la gente joven, que no estaba identificada con ninguna camiseta del barrio, hinchas del fútbol mayoritariamente, que logramos que se acercaran al básquetbol. La movida que se logró en el Metro fue espectacular.

El traspaso a la Liga nos costó bastante, en lo concerniente a infraestructura, logística y organización. Lo que conseguimos, continuamos y ampliamos fue la fidelización del hincha. Ahora la apuesta es a consolidarnos en la Liga y llevar adelante este proyecto de la cancha. El básquetbol sin su lugar propio ya no existe, por eso iniciamos esta movida de hacer el gimnasio. Primero el techo, después la cancha  y luego que empiecen a crecer las paredes, y jugar en nuestra casa, acá en La Blanqueada,  que es donde nos corresponde.

Por la cantidad de público que arrastró, Nacional fue locatario en casi todas las canchas que jugó ¿te parece que jugar acá, va a atraer más gente?

Sí, sin duda. Nuestra casa es acá en el Parque Central. Si jugamos acá de locales esto explota de gente y nos vamos a hacer más fuertes.

¿Qué falta para jugar acá?

Seguir con la obra. La estructura ya está pronta, el techo se estaría colocando en un mes aproximadamente y después, para continuar, es necesario seguir recaudando dinero. Falta mucha cosa: vestuarios, luces, paredes, piso...

¿En lo inmediato lo van a usufructuar las formativas no?

Sí. El primer objetivo es que, a partir de este año las formativas puedan jugar en esta cancha porque, reglamentariamente no es necesario que esté todo cerrado y se puede usar el piso actual.

Luis, acá hay un Plan de Obra que contempla la construcción de un polideportivo ¿cómo se incluye esta estructura que se está armando, dentro de ese plan?

Nosotros estamos abiertos a respetar cualquier obra importante que emprenda el club, pero sabemos que eso tiene un plazo de realización. Nosotros comenzamos con esto porque lo necesitamos y sentimos que lo tenemos que hacer.

De todos modos, la estructura que se está armando, está pensada para ser desmontada y trasladada –tal vez a Los Céspedes- una vez que se comience la construcción del polideportivo.
Vemos que están creciendo las obras, pero falta todavía. Falta iluminación, falta piso.¿De dónde sale ese dinero?
El dinero tiene que salir de la colaboración de la gente .Nosotros apostamos al gran caudal de hinchas que tenemos.

¿Tienen algún plan de recaudación? ¿Alguna cuenta?

Tenemos una web- techonacional.com- a través de la cual se pueden donar 10, 20, 50, 100, 200 o 500 dólares. Con la donación de U$ 100 se te entrega un diploma, con U$ 200, al diploma se le agrega un abono que cubre la totalidad de los partidos de local, con una donación de U$ 500 al diploma y el abono se le suma una camiseta oficial firmada por todo el plantel. Los diplomas están numerados y en la web aparece la lista de colaboradores, para darle al emprendimiento la transparencia necesaria.

Esta modalidad tiene tres formas de pago: Abitab –con un sistema igual al que se utilizó para recaudar para la Bandera Gigante- el segundo es una cuenta e-brou –que es la más conveniente para nosotros al no tener quitas por comisión -y existe la posibilidad –pensada para los hinchas que están en el exterior- de colaborar vía Pay Pal.

Es importante aclarar que el lanzamiento de obra no fue en base a donaciones. La anterior directiva cedió un porcentaje de la recaudación del partido ante Deportes Iquique, con este dinero se pudo contratar la empresa que comenzó con los pilares. Gracias al buen manejo de los dineros que hiciera el año pasado la Comisión de Básquetbol, se pudo derivar una segunda cuota para continuar con la obra.

Esto no estaría pronto para el comienzo de la Liga que comienza en setiembre ¿Dónde va a estar oficiando de local Nacional?

La Liga empieza el 27 de setiembre y Nacional va a ser local en Welcome. Estábamos entre Welcome y Cordón y finalmente nos decantamos por Welcome, con quien tenemos una excelente relación desde hace años. El año que viene se verá.

¿Hay un estimativo del número de entradas vendidas por Nacional en el campeonato pasado?

No tengo el número el real en este momento, pero tuvimos como promedio una concurrencia de 1.500 a 1.800 personas. Los partidos de menor asistencia llevamos 500 hinchas. Mucho más que algunos clubes de Primera División del fútbol. Aparte jugando dos y a hasta tres veces por semana.

La movida es muy importante. Nacional llega y arrastra público, pero tenemos muchos problemas de logística aún y mucho dinero de los  ingresos que tenemos por recaudación, se nos va en alquiler de canchas y otros insumos necesarios para las prácticas y los partidos. Nosotros estamos un poco lejos del nivel de Liga todavía. Con la experiencia del año pasado, este año vamos a usufructuar los errores cometidos y a mejorar bastante, pero aún nos falta. Tenemos la gente, eso sí.

¿Cómo venimos preparados para este campeonato?

Esto es un tema de presupuesto. El basquetbol es un deporte en el que el dinero que puedas manejar para contrataciones refleja tu lugar en la tabla. En ese sentido es más lógico que el fútbol. Se te pueden dar algunos partidos, pero en general los equipos más potentes derrotan a los más débiles. Nuestro objetivo es estar entre los ocho primeros.

La cuestión es tratar de elegir de la mejor manera a los jugadores, que no es fácil ya que el mercado está muy trancado y se nos está dificultando contratar.

Nosotros hemos hecho algunos ofrecimientos por jugadores pero aún no tuvimos respuestas. Vamos a hacer lo mejor que podamos, al igual que hicimos el año anterior en que,  a pesar de que no nos fue del todo bien, fuimos el primer equipo en cerrar las cinco fichas y empezamos a practicar antes que nadie. Se hizo un esfuerzo tremendo, pero no obtuvimos los mejores resultados.

¿Un mensaje final? 

Pedirle al hincha que nos siga apoyando, que este movimiento se reafirme una vez más. Como dice el slogan “Nacional es su gente”. El club ha hecho muchas cosas gracias a la gente. Ellos son el club y lo seguirán demostrando.

Nuestra intención es jugar acá, que entre otras cosas te permite un rol social con el barrio, una integración y un acercamiento de los jóvenes al deporte. Todos sabemos los problemas que hay en la sociedad, y el deporte saca a la gente de ciertos entornos que no son saludables. Queremos que los gurises del barrio, en vez de estar en la esquina, estén acá adentro, donde van a estar cuidados y van a estar aprendiendo. Es importante para nosotros que se continúe eso que fue, de alguna manera, el motor generador de nuestro glorioso club.

Ernesto Flores
decano.com






SEGUINOS

Crear una cuenta



Ingrese a su cuenta